¿Quiénes son los “hijos de Dios” de quienes habla el versículo 2 del capítulo 6 de Génesis? ¿Son ángeles u hombres?

Que tal si damos lectura al texto bíblico que se encuentra en Génesis 6:1-4. La Biblia dice: Aconteció que cuando comenzaron los hombres a multiplicarse sobre la faz de la tierra,  y les nacieron hijas,  que viendo los hijos de Dios que las hijas de los hombres eran hermosas,  tomaron para sí mujeres,  escogiendo entre todas.  Y dijo Jehová:  No contenderá mi espíritu con el hombre para siempre,  porque ciertamente él es carne;  mas serán sus días ciento veinte años.  Había gigantes en la tierra en aquellos días,  y también después que se llegaron los hijos de Dios a las hijas de los hombres,  y les engendraron hijos.  Estos fueron los valientes que desde la antigüedad fueron varones de renombre.

Como la gente vivía tantos años como se muestra en el capítulo 5 de Génesis, no es sorpresa que los habitantes de la tierra se hayan multiplicado grandemente y rápidamente. Dice la Biblia que las hijas de los hombres, o las mujeres, además de muchas, eran hermosas. No hay la más mínima duda en cuanto a que estas mujeres eran descendientes de Adán y Eva. Donde existe bastante controversia entre los intérpretes bíblicos es en la identidad de los personajes que en el texto se los llama: hijos de Dios. Algunos de los intérpretes bíblicos identifican a los hijos de Dios como la descendencia piadosa de Set. Otros intérpretes bíblicos identifican a los hijos de Dios con hombres ricos y poderosos de la época. Finalmente, otros intérpretes identificamos a los hijos de Dios como ángeles caídos o demonios, quienes adoptaron forma humana. La razón para esto es porque la frase: hijos de Dios, en el Antiguo Testamento se usa única y exclusivamente para los ángeles, independientemente de su carácter moral. La frase: hijos de Dios, aparece únicamente cinco veces en el Antiguo Testamento. Tres veces en el libro de Job, y dos veces en el libro de Génesis, en el capítulo 6. Permítame leer los textos bíblicos en los cuales aparece la frase hijos de Dios en el libro de Job, para después proponer una conclusión. El primer texto es Job 1:6  Un día vinieron a presentarse delante de Jehová los hijos de Dios,  entre los cuales vino también Satanás.

El segundo texto es Job 2:1  Aconteció que otro día vinieron los hijos de Dios para presentarse delante de Jehová,  y Satanás vino también entre ellos presentándose delante de Jehová.

El tercer texto es Job 38:7  Cuando alababan todas las estrellas del alba,

 Y se regocijaban todos los hijos de Dios?

Un examen de estos textos mostrará que la frase hijos de Dios se refiere a seres angélicos, dentro de los cuales, ciertamente, están Satanás y sus demonios, porque ellos también son seres angélicos, aunque a raíz de su caída son contrarios a Dios. Prácticamente todos los intérpretes bíblicos reconocen que la frase hijos de Dios en Job, significa seres angélicos. Entonces ¿cuál es la razón para identificar a la misma frase las dos veces que aparece en el libro de Génesis 6 con algo diferente a seres angélicos, como la descendencia piadosa de Set o personajes ricos y poderosos de la época? Al menos yo no encuentro razón para esto. De este razonamiento se concluye entonces que los hijos de Dios en Génesis 6:2 y Génesis 6:4 eran seres angélicos, en este caso, ángeles caídos, por las malas obras que cometieron.

Total
0
Shares
Previous Article

¿Resucitarán los fetos abortados naturalmente o provocadamente?

Next Article

¿Cómo podrían ser ángeles caídos, o demonios, los hijos de Dios de quienes habla Génesis 6, si los ángeles en general, son seres espirituales asexuales, pero en Génesis 6 dice que se unieron sexualmente con las hijas de los hombres y les procrearon hijos?

Related Posts
close